Frases de José Martí.....La gratitud, como ciertas flores, no se da en la altura y mejor reverdece en la tierra buena de los humildes......Ayudar al que lo necesita no sólo es parte del deber, sino de la felicidad.....Buscamos la solidaridad no como un fin sino como un medio encaminado a lograr que nuestra América cumpla su misión universal.....Las verdades elementales caben en el ala de un colibrí.....El único autógrafo digno de un hombre es el que deja escrito con sus obras.....La palabra no es para encubrir la verdad, sino para decirla.....

Frases de Fidel

Frases de Fidel......Eso es lo que no pueden perdonarnos, que estemos ahí en sus narices ¡y que hayamos hecho una Revolución socialista en las propias narices de Estados Unidos.......El Partido es hoy el alma de la Revolución......Ser internacionalista es saldar nuestra propia deuda con la humanidad......Nunca nos dejaremos arrastrar por la vanidad y por la ambición, porque –como dijo nuestro Apóstol– “toda la gloria del mundo cabe en un grano de maíz......Una revolución solo puede ser hija de la cultura y de las ideas......Pronto seré ya como todos los demás. A todos nos llegará nuestro turno, pero quedarán las ideas de los comunistas cubanos

miércoles, 7 de septiembre de 2011

Un amigo mío

La vida, ese manojo de sucesivos acontecimientos, nos premia con sublimes momentos de felicidad: la luz, los colores, los olores, los hijos, la familia, los amigos, entre otros no menos importantes.
Después de los hijos, un amigo es uno de los eslabones no pocas veces fácil de encontrar, pero cuando se tienen, no importa si cerca o distante, es un goce difícil de agrupar en un puñado de apresuradas palabras.
Para algunos, y por qué no también para mí, solo hay un sentimiento comparable con el placer de encontrar un amigo, y es el dolor de perderlo.
Los amigos son esos seres que no se buscan, solo se encuentran, son esos seres con los que podemos compartir alegrías, risas, tristezas, llantos, son esos seres a los que le confiamos amores y desamores, fidelidad e infidelidades, pero los AMIGOS, son esos seres a los que, al menos yo, no les perdonaría nunca la deslealtad.
No pocas veces la vida, esa que nos llena de luz, de colores, de olores y de sublimes momentos de felicidad, nos juega la mala pasada de entregarle a la muerte uno de esos seres amados, que son nuestros amigos, ahí se nos aprieta el alma, se nos encoge el pecho, enmudecemos, se nos nubla la vista y hasta afloran las lágrimas como inigualable muestra de dolor. Ante ese inevitable momento un pensamiento me enjuga las lágrimas: “Amigo no te has muerto, permanecerás aquí, junto a mí, para risas y alegrías, para llantos y tristezas, para amores y desamores, para fidelidad e infidelidad y para nunca sernos desleales, porque solo te has ido a un largo viaje

No hay comentarios:

Publicar un comentario