Frases de José Martí.....La gratitud, como ciertas flores, no se da en la altura y mejor reverdece en la tierra buena de los humildes......Ayudar al que lo necesita no sólo es parte del deber, sino de la felicidad.....Buscamos la solidaridad no como un fin sino como un medio encaminado a lograr que nuestra América cumpla su misión universal.....Las verdades elementales caben en el ala de un colibrí.....El único autógrafo digno de un hombre es el que deja escrito con sus obras.....La palabra no es para encubrir la verdad, sino para decirla.....

Saludos

jueves, 21 de julio de 2016

¿Periodismo sobre Cuba? Sí, mercenario y a distancia de los hechos



Los ceses y sustituciones de ministros son una práctica constante en los gobiernos de todo el mundo (1). Pero –al parecer- solo merecen ser noticia internacional si se producen en Cuba (2). Recientemente, Raúl Castro, entre otros cambios en su gabinete, nombraba a Ricardo Cabrisas como nuevo Ministro de Economía de la Isla, en sustitución de Marino Murillo (3).

Entre los muchos diarios que reflejaban este nombramiento, era particularmente curiosa la versión que daba el diario catalán “La Vanguardia”, que titulaba “Cuba cesa a ministros clave que habían criticado el rumbo de la isla” (4). “En Cuba ruedan cabezas” –leíamos- debido a “la franqueza” de aquellos en “admitir problemas” en el país, algo “vedado” –aseguraba el diario- al “general Castro”. “Las recientes declaraciones públicas de(l ministro de Economía) Murillo (…) sobre las dificultades que enfrentaba” serían la causa de su cese.
Una versión poco creíble si tenemos en cuenta dos aspectos: uno, que Marino Murillo lleva años criticando abiertamente, en cada comparecencia pública, los problemas, deficiencias y errores de la economía cubana (5); y dos, que sigue siendo no solo vicepresidente del Consejo de Ministros sino, además, Jefe de la Comisión que dirige las transformaciones económicas del país, algo que antes compatibilizaba con su cargo de ministro (6). Nada, por tanto, más distante de un supuesto alejamiento del poder.
Pero este relato extravagante de la realidad política de Cuba es algo ya habitual en los trabajos de la periodista Elisabet Sabartés (7) quien, siendo corresponsal en México de “La Vanguardia” y otros medios, escribe la mayoría de sus textos –¡qué curioso!-… sobre Cuba y Venezuela (8).
Y lo hace, desde el corazón de uno de los países más convulsos, violentos y desiguales de América Latina, desde su residencia en Colonia Condesa (9), una de las zonas adineradas de Ciudad de México (10). Desde allí -claro está- es difícil ver el trabajo infantil, la miseria, la desigualdad, la corrupción y la narcopolítica que dominan aquel país (11). Es más fácil y rentable escribir a distancia sobre las dificultades que se viven en Cuba (12) o Venezuela (13)… para luego venderlas al mejor postor mediático, sea este “La Vanguardia”, “Clarín” (14) o “Univisión” (15).
José Manzaneda, coordinador de Cubainformación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario