Frases de José Martí.....La gratitud, como ciertas flores, no se da en la altura y mejor reverdece en la tierra buena de los humildes......Ayudar al que lo necesita no sólo es parte del deber, sino de la felicidad.....Buscamos la solidaridad no como un fin sino como un medio encaminado a lograr que nuestra América cumpla su misión universal.....Las verdades elementales caben en el ala de un colibrí.....El único autógrafo digno de un hombre es el que deja escrito con sus obras.....La palabra no es para encubrir la verdad, sino para decirla.....

Saludos

miércoles, 30 de marzo de 2016

Un “sacudión”



Fragmentos de epístola de una joven cubana a su padre

30 de marzo de 2016

Mi querido papito,
Me veo en la necesidad de hacerte estas letras pues cada vez que hablamos, o chateamos siento que algo no va bien contigo. De hecho, me siento extraña escribiéndote estas líneas porque siempre eres tú el que se encarga de mediar, hablar y hacernos entender la situación en la que estamos para resolver un problema… Hoy va a ser al revés, hoy es tu hija mayor la que te va a dar un “sacudión”, para ver si vuelves a ser el mismo dedo gruñón, ese que no se cansa y que no baja la guardia.


Los días que estamos viviendo en nuestra patria son difíciles, son complicados. Son días de análisis y reflexión, tras la visita del estadounidense (Obama)…

Las palabras del Comandante (Fidel) no pudieron llegar en mejor momento, sobre todo para los jóvenes. Su reflexión nos “sacude”, nos pone de nuevo al pie del cañón, reactivando nuestros principios, alimentando una nueva lucha de la que todos somos parte.

Lo que más yo recuerdo de nuestra formación eres tú, parado frente al cuadro donde está la fotografía de Fidel, y en el que nos escribiste a mí y a mi hermana: “Que uds. mis hijas sean siempre fieles a Fidel es mi único deseo”. Y con el pasar de los años esa formación con la que cuento hoy se fue alimentando plenamente de tu ejemplo, el ejemplo de un sencillo hombre revolucionario que ha seguido fiel a los ideales de los dos supremos de esta Revolución: Fidel y Raúl…

Tú nunca has cejado en el empeño por lograr que las cosas se hagan bien, por cumplir los principios predicados por Fidel en cualquier marco… Hoy, precisamente hoy… la tarea que tú estás cumpliendo es la tarea que empezaste hace muchos años comprometido con Fidel…  A él, no le podemos fallar, porque por él es que estamos hoy aquí trabajando, como comunistas que somos.

Yo puedo entender que tu estés triste porque estás cansado, porque estás lejos de nosotras, porque tu forma de ser no te permite lidiar con tantas cosas que vemos que pueden estarse haciendo mal, pero lo que sí no puedo entender es que la persona a la que idolatro se sienta amilanado por  fuerzas externas, a mis ojos insignificantes, comparados con la tarea mayor que es el trabajo de tu vida. Esa reputación que tú te has ganado no la puedes perder y yo tampoco quiero perderla porque la llevo dentro y estoy muy orgullosa de ella.

He leído mucho en estos días, y me encontré hace poco unas palabras de nuestro Comandante pronunciadas el 4/2/1962:

Estaría bueno preguntarles —ya que son tan “buenos”— por qué no las fían también.  Ya que están dispuestos a vender las medicinas y alimentos, ¿por qué no los fían?  Porque nos quitan los dólares de las compras, y entonces dicen que, en cambio, no prohíben las ventas.  Pero ese es el sello eterno de la hipocresía que acompaña al imperialismo, a fin de ocasionar a nuestro pueblo tropiezos, dificultades, escaseces, colas y dificultades de todo tipo, a fin de doblegar a nuestro pueblo mediante todos los sacrificios, mediante la imposición de todos los sacrificios, de todas las zancadillas, de todas las trampas, de todos los ataques arteros y cobardes contra nuestra patria”.

Desde luego que Cuba no estaría donde está, ni nuestra patria ocuparía el lugar que hoy ocupa en el concepto de los demás pueblos del mundo, si detrás de la patria, si detrás de la bandera soberana de la patria, si detrás de la Revolución no estuviera el pueblo, si detrás de esta Revolución no estuviera este pueblo (APLAUSOS).  Y nuestra Revolución no habría llegado a ser lo que es hoy, y Cuba no sería abanderada de la libertad de América, si detrás de este hecho histórico de la Revolución no estuviese un pueblo digno de ese lugar de honor que hoy ocupa en los corazones de los 200 millones de hermanos de América Latina (APLAUSOS), si detrás de la patria soberana, si detrás de la bandera libre, si detrás de la Revolución redentora no hubiera un pueblo firme y heroico como este, la patria ni sería libre ni la bandera sería soberana, ni la Revolución marcharía adelante con la firmeza inquebrantable con que marcha”.

“La palabra de Cuba está respaldada por un pueblo entero; la palabra de la representación de Cuba, allí donde habló para los pueblos y para la historia, estaba respaldada por un pueblo entero.  ¡Por eso vale nuestra palabra, por eso vale ante los ojos del mundo, por eso vale ante la historia!” (fin de la cita de Fidel)

Tú, como parte de la tarea suprema, la obra de vida de nuestro Comandante, eres parte de Cuba ante los ojos del mundo, así que recomponte, ten paciencia y levántame de nuevo EL DEDO. Dime si tengo también que enviarte un artículo, escrito no hace mucho, por un camarada  amigo nuestro titulado “Cuba: eternamente soberana e independiente”. Esas letras nos recuerdan la necesidad de “vencer cualquier obstáculo por difícil que sea” y rememoran el momento en el que nuestra patria se convirtió en ejemplo del mundo tras pasar sola y sin apoyo la década de los 90. Seguimos siendo parte de esa mayoría a los que se les dedica el artículo, de una mayoría que, como te dije más arriba, sigue y seguirá al pie del cañón.

Aquí termino mis letras…mi “sacudión” para ti porque te adoro! A partir de hoy solo quiero escuchar de ti que estás trabajando para que se te pasen rápido los días, que todo va bien y que estás contento porque falta muy poco para vernos!!!

Un beso de tu dedo meñique.

No hay comentarios:

Publicar un comentario